PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Un día menos para la normalidad

Ese debería ser nuestro lema, ir descontando de este triste calendario qué cada día que pasa es un día que seguimos intentando ganar la batalla al virus poniendo todo de nuestra parte para que la vuelta a la normalidad pueda ser cuanto antes. No quiero aprovechar este blog para hacer reproches ni para valorar cómo está gestionando el gobierno esta crisis ni de si en los paquetes de medidas que van aprobando, se olvidan de unos colectivos en favor de otros… o por qué han tardado tantas horas en publicar en el BOE el Real Decreto con lo que el Ejecutivo considera que son actividades esenciales y las no esenciales. Me gustaría hablar estos días que nos toca vivir de cómo la cultura con mayúsculas también se pone al servicio de los ciudadanos.. desde cantantes que ofrecen conciertos gratuitos desde su casa a la parte de Bibliotecas que ponen a disposición del público todos sus catálogos abiertos de par en par para que volvamos a disfrutar de la lectura de los clásicos o los Museos que desde sus departamentos online buscan recorridos para entretener a los más pequeños de la casa pero también a los mayores con tours virtuales de sus colecciones… y qué les voy a decir yo que me encanta el arte. Me parece una idea estupenda poder acceder a música, libros, documentales, cine… estar en cuarentena o confinado en casa no significa estar aburrido… cuántas veces nos hemos quejado cuando nadie podía prever esta pandemia de qué no teníamos tiempo para nada más que para trabajar o para conciliar la vida laboral con la familiar… pues aprovechemos ahora ese tiempo. Nunca está de más aprender un poquito cada día.. de otros, de todos al fin y al cabo. Tampoco pretendo que cuando todo esto se pase, seamos más listos e inteligentes.. sino que sigamos siendo responsables, si nos piden un esfuerzo adicional pues habrá que hacerlo por el bien de todos… porque una cosa está clara, de ésta hay que salir todos juntos, no cada uno por su lado. En fin, señores que el espectáculo debe continuar.